Yoon Sang Hyun: «Desde joven conocí a Cuba a través del Che Guevara»


Texto y fotos: Yisell Rodríguez Milán

Hambre de espectacularidad tienen muchos cubanos, especialmente jóvenes. Se vio cuando Beyoncé visitó el país y ahora con la estadía de un famoso  que  desanda las calles de La Habana desde el pasado jueves. Su nombre, aunque difícil para quienes hablan español, es pronunciado hasta en las guaguas por cientos de cubanos jóvenes –y no tan jóvenes- que lo vieron actuar en los doramas La Reina de las esposas y Mi bella dama, trasmitidos por el Canal Habana.

Yoon Sang Hyun siendo entrevistado para el Sistema Informativo de la TV Cubana

Se trata de Yoon Sang Hyun, famoso actor, cantante y modelo de Corea del Sur, invitado a este país por la Sociedad Cultural José Martí, institución por la cual se interesó a través del club martiano que la representa en su nación.

Amable, carismático y dispuesto a responder cuantas preguntas gustara la prensa a pesar del calor, conversé en exclusiva con él durante la inauguración del pabellón de Surcorea en la XXXI Feria Internacional de La Habana, FIHAV 2013.

En el stand de Kotra (Korea Trade-Investement Promotion Agency), el centro de negocios de su país en La Habana, el artista explicó que «ya desde Corea un periodista cubano [Julio Acanda] me había dicho que en Cuba se veían las novelas coreanas, sobre todo las mías, y que ya tenía admiradores».

Yisell Rodríguez Milán (YRM): ¿Qué imagen tenía de este país antes de venir?

Yoon Sang Hyun (YSH): «Desde joven, desde chiquito, conocía a Cuba a través del Che Guevara y luego me informé un poco más y me enteré de que era un país libre donde las gentes viven felices y son muy alegres».

YRM: ¿A qué cree que se deba el impacto de los doramas en los jóvenes? ¿Es difícil trabajar para este tipo de audiencia?

YSH: «Creo que la calidad de las novelas coreanas se debe al buen guión, a la tecnología y luego a la calidad artística de las personas que trabajan en ellas. Pero un factor importante es que se hacen con mucha presión, o sea, se trata de sacar la mayor cantidad de capítulos en el menor tiempo posible: dos capítulos por semana. Una novela de más de veinte capítulos generalmente se hace en tres meses. Lo que se duerme es nada en un día y se trabaja largas horas».

El mayordo Seo, nombre por el cual algunos lo llaman debido a uno de sus personajes, explicó que en su país «los jóvenes tienen la posibilidad y el privilegio de elegir el tipo de drama que quieren ver. Los hay que son melodramáticos y de acción, de muchos tipos, y siempre encuentran una novela que les guste».

Me contó que empezó su carrera artística aproximadamente en el año 2000  pues «como actor llevo nueve años y como cantante ya llevaba cuatro antes», y confesó que no podría elegir si le gusta más cantar o actuar porque «desde muy joven me convertí en cantante profesional y entre novela y novela logro combinar las dos cosas con mucho esfuerzo».

Yoon Sang Hyun tiene 40 años de edad. Nació el 21 de septiembre de 1973. Por sus actuaciones en más de 10 doramas ha obtenido premios de la popularidad, de la excelencia y a la nueva estrella. También tiene al menos dos películas: Sunday Seoul (2006) y Tone Deaf Clinic (2012).

Tiene perfil en Facebook y sitio web oficial, para quienes sepan idioma coreano…

YRM: ¿Le gustaría enviar algún mensaje especial a quienes siguen su obra en Cuba?

YSH: «Sí: Antes de venir a Cuba no tenía grandes expectativas con la audiencia cubana, pero una vez que llegué me di cuenta de que tengo muchos seguidores. Estoy muy contento de estar aquí y de que me hayan recibido de esa manera».

Para la Televisión Cubana el artista adelantó que nos gustará mucho su última novela: «porque tiene romance, amor, partes un poco dramáticas y partes cómicas… Los actores principales son una muchacha y un muchacho que se enamoran y en cierto punto se cambian de papel (…) Ahí yo interpreto a un cantante más o menos famoso».

En entrevista con la Televisión cubana  allí mismo dijo que en los doramas « la clave para el éxito es que los hombres y las mujeres son iguales en todo el mundo y eso le gusta a las personas que ven las novelas. El romance y el amor es lo principal. En Corea se trata de no dramatizar demasiado (…). Se trata de incluir algo de comedia, algo de drama, romance, pero no dramatizarlo demasiado porque si no le resulta aburrido a los coreanos.

El efecto de los doramas coreanos sobre muchos cubanos, principalmente adolescentes, ha sido impresionante. Primero a través del Canal Habana y luego de una a otra memoria flash – método que usa más del 80 por ciento de los jóvenes para obtener contenidos-  se adentraron en el gusto popular desplazando (al menos aparentemente) a los culebrones latinos.

Más información sobre el tema en:

Un coreano famoso pasea por La Habana

Yoon Sang Hyun, la imagen del negocio coreano en Cuba

Entrevistado por el programa Entre tú y yo DSC03983
Los fans no dejaron de perseguirlo en todos los sitios donde estuvo: Canal Habana, FIHAV, Sociedad Jose Marti El artista aceptó fotografiarse con seguidores de los doramas coreanos en Cuba

Anuncios